Según Bloomberg New Energy Finance, quien se encarga de analizar el presente y el futuro de la energía, los autos eléctricos representarán el 54% de las nuevas ventas. Esto es un incremento notable desde la última proyección realizada en 2016, en donde suponían un 35%. Debido a los drásticos cambios que se produjeron en el último año, sumado a innovación tecnológica, los pronósticos son mucho más agresivos, aún más que los de la Agencia Internacional de Energía.