Se llevó a cabo el 1er Encuentro Internacional de Movilidad, en  Bogotá, del 19 al 21 de septiembre. Lo organizó el Comité Colombiano del Consejo Mundial de la Energía. El CACME estuvo presente aportando sobre los primeros pasos de la movilidad eléctrica en la Ciudad de Buenos Aires.

Nota del Ing. Gastón Turturro

El mundo de la energía está viviendo un período de transición marcado por la transformación en el uso de los recursos. Gran parte de la demanda de recursos fósiles y emisiones de gases de efecto invernadero se focalizan en el sector transporte. Este último presenta un incremento de emisiones proyectado del 70% para el 2050. Por su parte, la movilidad eléctrica ha sido identificada por el Consejo Mundial de Energía como un vehículo fundamental para alcanzar la sostenibilidad energética de los países, pues aporta a las tres dimensiones del trilema de sostenibilidad (seguridad energética, equidad y sostenibilidad medioambiental).

A su vez, como consecuencia de los compromisos asumidos por los gobiernos en el marco del Acuerdo de París y el avance tecnológico en materia de movilidad eléctrica, este sector está experimentando un cambio profundo en su dependencia energética para brindar nuevas oportunidades, en pos de una utilización más eficiente de los recursos mediante el cuidado del medioambiente y mejora de la calidad de vida.

Las grandes ciudades, en constante expansión, demandan de sistemas de transporte más sustentables, una mejora de la calidad medioambiental e integración tecnológica que otorgue más eficiencia en el consumo de energía y en la forma de transportarnos. En esta línea, Noruega, Francia, Inglaterra, Holanda e India han anunciado el cese de ventas futuras (2030-2040) de vehículos de combustión interna para su reemplazo por vehículos eléctricos y Latinoamérica mira atentamente dichas tendencias internacionales.

En este contexto se organizó el encuentro que reunió a más de 900 participantes internacionales y dejó un mensaje claro a los representantes regionales del sector del ámbito público, privado y académico: la movilidad eléctrica vino para quedarse, para traer nuevas oportunidades al sector energético y del transporte y para ser protagonista de este cambio de paradigma en ambos sectores, generando una mejora de la calidad de vida y el cuidado del medioambiente.

La apertura estuvo a cargo del Presidente del Comité Colombiano, Dr. José Antonio Vargas Lleras, abrió el evento a través de la presentación del estado del mercado internacional de vehículos eléctricos y las perspectivas en el mercado Latinoamericano y Colombiano. Basado en el reporte de BNEF EV Outlook, puntualizó: “En 2025 los vehículos eléctricos serán competitivos sin necesidad de subsidios y hacia el 2030 la demanda de baterías de Litio-Ion aumentará de 21 GWh en 2016 a 1.300 GWh. Hacia el 2040 el 54% de las ventas serán de vehículos eléctricos y el 33% de la flota mundial de vehículos livianos será eléctrica, desplazando el consumo de 8 millones de barriles de petróleo diarios, incrementando el consumo de electricidad a 1.800 TWh”.

A su vez, la presentación enumeró las diferentes medidas que se están implementando para promover la tecnología en la UE, EEUU y China, y destacó el potencial que tiene Latinoamérica dados sus altos niveles de urbanización y mayor uso de buses per cápita que otras metrópolis del mundo. Identificó a los subsidios a los combustibles fósiles y la falta de desarrollo del sector de distribución eléctrica como las principales barreras a la introducción de la movilidad eléctrica en Latinoamérica.

El encuentro contó con paneles en los que participaron más de 50 especialistas del sector y una feria comercial en donde se expusieron varios modelos de vehículos eléctricos (autos, motos y bicicletas), como así también cargadores y empresas de servicios.

2
MiradasNoticias
Sponsored by

Comentarios

*