El Parque Eólico Manantiales Behr está ubicado en la cuenca del Golfo San Jorge, en la provincia de Chubut. YPF lleva adelante el proyecto, emplazado en el yacimiento de la empresa. Con él, la petrolera estatal argentina busca abastecer de energía a su mercado eléctrico mayorista. Asimismo, estima una vida útil de 20 años.

La obra consiste en la construcción y operación de 30 aerogeneradores para la producción de energía eléctrica. Asimismo, ocuparán un territorio total de 20 km cuadrados y tendrán una potencia total de 100 MW. La energía generada, equivalente al consumo de 130.000 hogares, se integrará al Sistema  Argentino de Interconexión.

Es el primer parque eólico de YPF y ,en su primera etapa, significará una inversión de 120 millones de dólares,. Cada aerogenerador producirá 3,4 MW y ocupará 200 metros cuadrados.

Aspectos ambientales

La evaluación ambiental previa determinó que, en su mayoría, el índice de impacto negativo es bajo (de un 40%) mientras que los impactos moderados alcanzan el 23%. Sumado a esto, el 37% de los impactos evaluados recibieron una valoración positiva.

Sin embargo, debido a las obras, se requerirá la apertura de 8.667 metros lineales de nuevos caminos y el reacondicionamiento de accesos y picadas existentes. Así como se prevé la construcción de un edificio para mantenimiento, playa de estacionamiento, playa de maniobra, playa para la línea de alta tensión 132 kv y servicios anexos que impactarán en el paisaje y la calidad visual del lugar

Beneficios del proyecto

Según YPF, las ventajas de la inversión tienen que ver con la capacidad de producción de energía y el ahorro que se podrá hacer en gasoil y gas natural. Respecto de la capacidad, la empresa informó que el beneficio tiene que ver con la energía que se puede generar en relación a la energía que podría alcanzarse si el viento moviera a los aerogeneradores todo el año a la potencia ideal.

Cinco pymes nacionales se juntaron para crear un aerogenerador de tamaño mediano, que permite abastecer de luz eléctrica a pequeñas poblaciones rurales sin acceso al tendido eléctrico. El equipo instalado en Comodoro Rivadavia ya está listo para comenzar a funcionar. Los vientos patagónicos soplan con una fuerza promedio de 40 kilómetros por hora, y por momentos no es improbable que lleguen a los 120 km/h. Desaprovechar tamaña decisión de la naturaleza significaría perder un recurso invaluable para la región.Teniendo en cuenta estas condiciones geográficas, un consorcio de pequeñas empresas petroleras fabricó un aerogenerador de 50 kW, cuyo uso se potencia con generadores a nafta para brindar luz eléctrica a pequeños poblados o escuelas rurales. Según estimaron los técnicos a cargo del proyecto, el uso de este novedoso molino permitiría un ahorro en el consumo del 50%, de forma tal que la inversión realizada –cuyo monto estimado es de 150 mil dólares– se recuperaría en poco menos de dos años. Lee la nota completa haciendo click aquí